lunes, 29 de junio de 2009

Publico de Relleno.

El otro día estaba en clase de Contabilidad, la cual la llevo de cuatro de la tarde a las siete de la noche. El profesor nos dijo que teníamos que participar en un acto de Investidura de la Universidad (yo me imagine de una vez que eso era para que llenáramos el sitio, pues como siempre a esas actividades no va nadie).
Cuando llegamos, el sitio parecía una piscina sin agua, vaciiiiiiiiiiaaaaaaaaa. Se trataba de una Investidura Honoris in Causa a un Rector de una famosa Universidad Española. Yo nunca había visto mas desorganización en un evento, que vergüenza sentí por mi país.
Una de las encargadas (al menos eso me precio) nos pidió al entrar que los estudiantes no podían ocupar los seis primeros asientos delanteros de las primeras seis filas, pues estos eran de las autoridades y de los diplomáticos.
Pues que empieza la ceremonia, y el sitio mas vació que la boca de un anciano al que solo le queda un pelotero, y la pobre encargada haciendo señas y vociferando para que los estudiantes, o el "publico de relleno, le llene los asientos para disimular la vergüenza.

Y los profesores, dando su payola de cinco puntos para que los estudiantes asistan. Era tan aburrido y desorganizado, que me quede dormida...

Me imagino la impresión que se llevaron esos altos ilustres españoles, porque eso parecía un chiquero.

Cuando es que aprenderemos¡



No hay comentarios: